Escucha esta nota aquí

El sistema de Buses de Transporte Rápido (BRT, por sus siglas en inglés) empezará a circular oficialmente en diciembre y, para ello, se están realizando pruebas en un periodo que llevará 60 días para identificar qué ajustes son necesarios para tener todo listo para las operaciones. El domingo comenzaron a operar tres prototipos y en el transcurso de la semana se sumará una cuarta unidad. 

El secretario municipal de Movilidad Urbana, Rolando Ribera, explicó que, en este periodo de prueba, cada día se recorrerá el primer anillo en horarios distintos,  a fin de hacer ajustes según el tráfico. Hoy el recorrido es hasta el mediodía. 

Agregó que, aunque la operación será irregular, habrá ocasiones en que se permitirá el ingreso de pasajeros sin que paguen pasaje.

Para estos 60 días estarán habilitadas cuatro de las 22 paradas del primer anillo; las de las calles 21 de Mayo, Warnes, Cochabamba y Florida.

Ayer, en conmemoración a la efemérides departamental, se hizo un recorrido en el que se permitió el ingreso de ciudadanos.

Habrá tres formas de pago

Ribera explicó las tres formas de pago que tendrá este nuevo sistema de cobro: con tarjeta recargable, con una boleta que se podrá comprar en cada estación y, por último, a través de la aplicación para celulares. Cada bus tiene capacidad para 90 pasajeros, además, de acceso para personas con capacidades especiales.

En los próximos días de lanzará una “licitación pública internacional para acceder a un operador de recaudo” por la venta y gestión de los pasajes.

El secretario municipal restó importancia al incidente ocurrido ayer con un bus durante su recorrido de prueba. La impericia del conductor provocó el pinchazo de una llanta al golpear el cordón que marca la ruta.

Dijo que los conductores llevan “menos de 10 horas de capacitación” y explicó que una parte (de la capacitación) es en patios internos cerrados para aprender a manejar el mecanismo de este tipo de buses que tienen dimensiones particulares. Son buses únicos en Bolivia y los conductores están aprendiendo a manejar estos vehículos modernos que presentan una consola con muchos aspectos tecnológicos”.

Ribera considera que estos incidentes son normales durante el periodo de pruebas y no se debe olvidar que son “conductores que por primera vez manejan este tipo de buses”. Agregó que el incidente en ningún momento supuso un riesgo para los pasajeros.

Reiteró que la implementación experimental de 4 buses BRT supone un periodo de prácticas y ensayos que tratan de corregir los errores en la búsqueda de un servicio de calidad a partir de diciembre.




El municipio avanza con las pruebas de BRT/ Foto: Alcaldía 

Cuatro estaciones 

Actualmente son 4 estaciones del BRT que están habilitadas para que los ciudadanos puedan conocer mejor el funcionamiento de las mismas. “Se trata de una etapa de prácticas, capacitación y socialización de la cultura Bus”, agregó Ribera.

Un equipo de 16 anfitrionas guía a los usuarios mientras informan sobre aspectos del funcionamiento de los buses como algunos consejos para ingresar o bajar de las unidades, el conocimiento de los asientos preferenciales de colores para personas embarazadas o adultos mayores o la utilización de las rampas para sillas de ruedas que universaliza el acceso.

Las anfitrionas también acompañarán al usuario para que conozca el uso de los tickets electrónicos que evitará el contacto con el conductor.

Además de la capacitación a los usuarios, conductores y personal técnico de las estaciones también cumplen periodos de adaptación a la nueva tecnología para que, desde diciembre, el BRT funcione con regularidad.

Finalmente, el secretario municipal de Movilidad Urbana expresó que las pruebas forman parte de “una pequeña muestra de lo que propone el municipio para Santa Cruz, dignificando el trasporte público para una ciudad capital de metrópoli”.