Escucha esta nota aquí

Horas después de que el Fiscal General del Estado, Juan Lanchipa, diera el visto bueno para la citación a  Percy Fernández a fin de que declare como imputado en el caso de los ítems fantasmas, la defensa legal del exalcalde interpuso un incidente de nulidad para revisar la determinación de la Fiscalía. La familia de Fernández pidió al Ministerio Público que se priorizase la delicada salud del exalcalde y, por tanto, se le mantuviera apartado de las investigaciones.

La carta a la que ha tenido acceso EL DEBER cuestiona dos actuaciones de la Fiscalía. Por una parte, observa "el dictamen pericial psicológico de la psicóloga IDIF por ser totalmente contradictorio, insuficiente y ambiguo".

El segundo incidente se centra en "la resolución fiscal que impide cuestionar dicho dictamen pericial psicológico de la psicóloga del IDIF, Lic. Paola Barrientos Moscoso".

El portavoz de la familia Fernández, Marco Peredo, afirmó ayer jueves, en los micrófonos de EL DEBER Radio, que las diversas pruebas realizadas por la persona asignada en el IDIF correspondían a test cuestionados en otras partes del mundo por su falta de efectividad. Además, recalcó las enfermedades que padece el exalcalde y han deteriorado notoriamente su estado de salud.

A pesar de ello, el coordinador de la comisión de fiscales que se encarga del caso ítems fantasmas, Javier Cordero, alegó que cada persona reacciona de manera diferente a las dolencias y, de acuerdo a la valoración de la sicóloga, Percy mantiene lucidez para afrontar el proceso.

Cordero también defendió el informe del IDIF que identifica como una valoración profesional y no una pericia, como reclama la familia de la ex autoridad.

La familia de Fernández resalta que "el juez titular del caso, en fecha 30 de diciembre de 2021, ordenó la pericia psiquiátrica conforme al art. 86 del Código de Procedimiento Penal". Como defensa legal, consideran que "no se tenía conocimiento de esta resolución  por haberse declarado en reserva el caso".  

Tal como adelantara ayer Peredo, la familia solicitará una "pericia psiquiátrica establecida en la norma" para que sea una junta médica quien determine el real estado de salud del exalcalde.

El incidente de nulidad interpuesto por al defensa de Percy pretende "velar por los derechos y garantías constitucionales de las personas adultas mayores" como corresponde en el caso de la exautoridad. Insiste, al final de la carta, en recordar "la condición médica física y mental" de Fernández que "se encuentra deteriorada y le impiden valerse por si solo".

De acuerdo al procedimiento penal, deberá ser el juez de garantías quien resuelva este incidente y defina el camino a seguir respecto a la posible declaración de Fernández en el proceso.


Comentarios