Escucha esta nota aquí

El MAS y el Gobierno decidieron la designación del ex ministro de Justicia, Héctor Arce Zaconeta, como nuevo embajador de Bolivia ante la Organización de Estados Americanos (OEA), con cuyo secretario general, Luis Almagro, el Gobierno boliviano mantiene una agria disputa.


“Creemos que con esta designación se garantiza y profundiza, y va a haber más respeto a los derechos fundamentales a nuestro Estado y los derechos humanos en la comunidad internacional”, declaró el diputado, Juanito Angulo.


El inciso 9 del artículo 160 de la Constitución Política del Estado (CPE) establece que una de las prerrogativas de la Cámara de Senadores es “aprobar o negar el nombramiento de embajadores y Ministros plenipotenciarios propuestos por el Presidente del Estado”. Sin embargo, este cuerpo legislativo aún no convocó a los senadores para considerar el nombramiento.


La senadora Corina Ferreira (CC) que forma parte de la comisión de Política Internacional, denunció que en varias oportunidades ella reclamó por qué no les informan de la agenda que tiene esta comisión que tiene a su cargo considerar las designaciones diplomáticas del Gobierno. Aseguró que hasta el momento la comisión no trató esta propuesta y cree que será en esta semana que se convocará a sesión.


En el pleno del Senado, tampoco hubo una sesión reservada que es el mecanismo de aprobación para los embajadores. Esta semana podría confirmarse que Héctor Arce sería otro de los ministros de Evo Morales que parte al, “exilio dorado”, como es conocido el servicio exterior en los círculos políticos del país.



Comentarios