Escucha esta nota aquí

El presidente Luis Arce entregó 49 unidades de terapia intensiva este lunes en La Paz. Destacó que los equipos son de tecnología suiza, “no china, porque el pueblo boliviano merece lo mejor”.

Durante su intervención, el primer mandatario admitió que el país vive el momento más complicado de la cuarta ola de contagios con Covid-19 y destacó que los implementos servirán para las personas que presentan más complicaciones a raíz del mal, sobre todo por no estar vacunadas.

“Sabemos que toda esta etapa de prevención no es suficiente porque todavía tenemos algunos problemas, de gente, de personas, en su mayoría, no vacunadas que pasan a terapia intensiva, y nos vemos nuevamente en la necesidad de equipar a los hospitales, de aumentar las unidades de terapia intensiva con estos modernos equipos, que han sido recomendados por los especialistas, que son de tecnología suiza, no es una tecnología china, porque el pueblo boliviano merece lo mejor”, afirmó el jefe de Estado.

Recalcó que los implementos “fueron recomendados por instituciones, organismos y entidades adecuadas”, anticipando su distribución en los principales nosocomios del país. También valoró que existan autoridades subnacionales que  ayudan a mejorar las condiciones en los hospitales.

El acto:


Actualmente, el país aplica una gran cantidad de vacunas Sinopharm (más de seis millones), de industria china, además de haber recibido importantes donaciones de la nación oriental, sobre todo implementos de bioseguridad, respiradores y también inyectables.

Sin salud no hay economía, no hay educación, no hay transporte, no hay ninguna de las actividades, por lo tanto, estamos empeñados en dotar todo lo que sea necesario para mejorar la calidad de atención a todos los afectados por esta pandemia”, complementó Arce, exhortando a los padres de familia a que lleven a sus hijos a vacunarse.

Comentarios