Escucha esta nota aquí

El Gobierno Municipal de Yapacaní realiza algunos arreglos a las instalaciones de la Policía para facilitar el retorno de los uniformados a esta región, lo cual aún no tiene fecha. Se realiza el pintado de la fachada, el arreglo de chapas de las puertas, el cambio de vidrios rotos y el arreglo de otros daños menores que fueron provocados por un grupo de motoqueros encapuchados el pasado 30 de abril. 

Previo a estos trabajos, algunos dirigentes y autoridades municipales realizaron una inspección al edificio policial, ubicado frente a la plaza principal 1 de Mayo, con la finalidad de evaluar los daños. 

Yapacaní lleva 22 días sin policías y, pese a distintos oficios que se habrían mandado al Comando Departamental y primer acercamiento que hubo para gestionar el retorno de la verde olivo, esto aún no se concreta

El alcalde de Yapacaní, Vicente Flores, en reunión con los dirigentes vecinales, días atrás, informó que aún se espera respuesta por parte del Comando General de la Policía.

Diversas organizaciones sociales como el de trasporte, la federación de interculturales y de distritos han emitido resoluciones, pidiendo a las autoridades que se gestione el retorno de los efectivos policiales. 

Las consecuencias del repliegue policial se ven a diario ya que se han incrementado los casos de robos en domicilios y el robo de motocicletas y de vehículos. El último el robo fue el de un Noah por sujetos armados. 

Otra de las consecuencias de la ausencia de la Policía es la falta de atención al público por parte de ocho entidades bancarias, lo que hace que se formen largas filas en las pocas entidades financieras que prestan servicio y que pagan los bonos creados por el Gobierno.

El jefe de la Policía, Franklin Villazón, informó que el Comando departamental pidió un informe técnico de las condiciones de habitabilidad para los efectivos policiales debido a la creciente incidencia de la pandemia, que también ha afectado a los uniformados en otros municipios. "No podemos decir cuándo la Policía va a retornar a Yapacaní. La voluntad y predisposición existen, lo que estamos esperando es que se generen las condiciones necesarias para ese retorno. Algunas de las condiciones son la bioseguridad y la habitabilidad", manifestó Villazón.