BOLIVIA

El mar es visto como oportunidad para pescar votos para octubre


Se evidenció una pérdida de entusiasmo por la fecha cívica tras la derrota en La Haya. Tanto Evo Morales como líderes de oposición estuvieron involucrados. Para analistas se requiere un nuevo norte en la reivindicación y es terreno fértil para otros candidatos


Para analistas la ausencia de Morales en el acto del traslado de los restos de Abaroa mostró desánimo. (Foto. ABI)
Escuchar el artículo   Publicidad Pausar Lectura

24/03/2019

El rumor de mar puede colarse en las elecciones aún lejanas del 20 de octubre. La falta del presidente y candidato Evo Morales al desfile cívico militar de la plaza Abaroa, en La Paz, y la ausencia de Carlos Mesa, que se manifestó en base ‘tuits’, es terreno fértil para que los otros candidatos quieran pescar votos en este océano carente de nuevas propuestas de los -según las encuestas- principales contendientes de las elecciones generales.

Por más que la demanda marítima haya sido “un tema de Estado”, tras la derrota en La Haya se ha extrañado un informe completo de lo sucedido en el Palacio de Gobierno. Esa falta de ‘rendición de cuentas’, fue reclamado por Víctor Hugo Cárdenas, candidato a presidente por UCS. A través de un video, ironizó sobre “los héroes de La Haya” y mostró a todos los que viajaron a Holanda, entre ellos tres contrincantes suyos para la presidencia, Evo Morales, Carlos Mesa y Óscar Ortiz. A todos se los escucha elogiar al equipo jurídico que defendió el derecho de Bolivia a negociar una salida al mar con Chile en el principal tribunal del planeta. Cárdenas calificó el hecho como “el mayor bochorno de la historia de nuestro país” y consideró que no es suficiente consuelo el haber llevado a Chile al banquillo internacional. “¡Rindan cuentas, héroes de La Haya! Fin al silencio de 6 meses. Felices de candidatos en una campaña no democrática, piensan que el país olvidará el engaño de la demanda de Evo, puro truco electoral y personalista. ¡Nunca le preocupó el mar!”, escribió antes de subir el video.

No es el único que pide rendición de cuentas. Óscar Ortiz también lo hace, pero desde otro punto de vista. El candidato presidencial de Bolivia Dice No quiere un informe económico, mientras Cárdenas ataca el gen de la misma demanda, quiere una satisfacción o una especie de autoflagelación pública de los que estuvieron de acuerdo con ella.



Jaime Paz Zamora, expresidente y candidato por el PDC, también lanza sus redes al mar de votantes dolidos por la derrota en La Haya. Él participó del proceso de consultas a los exmandatarios, fue el vocero ante España, pero se bajó de los últimos viajes. Ayer, desde Ilo y Puerto Busch, recordó que fue en su gestión que se gestionaron ambos puertos y los plantea como solución a la derrota en los tribunales.

¿Llegará este tema a un puerto tan lejano como las elecciones de octubre? Franz Flores, sociólogo con un doctorado en Ciencias Políticas, responde que depende de cómo se utilice el tema. Para él, Óscar Ortiz tiene una buena estrategia: hacer la rendición de cuentas sin agredir el corazón de la demanda. Cree que Morales pasará unos días muy amargos y tratará de no alentar el tema, pero tiene a su favor que Mesa, su principal adversario, no puede decir mucho sobre el mar porque, al fin y al cabo, fue parte de las “virtudes, defectos y fracasos” de la demanda marítima. “Estoy viendo a Mesa muy callado en todos los temas y en este caso, además, tiene las voces embargadas”, analizó.

Daniel Valverde, abogado y director del Observatorio Político Nacional de la Universidad Gabriel René Moreno, cree que la demanda y “nuestro enclaustramiento indefinido son temas demasiado emotivos como para electoralizarlos y ser agenda. No le ve demasiada vida más allá de la coyuntura, porque, además, los principales candidatos, con distintos matices, apoyaron la demanda. Sin embargo, para Valverde se debería abrir la ‘caja negra’ de la demanda en el momento propicio. Esto llegará “bajo un clima de objetividad y sinceramiento” y permitirá saber si fueron elementos externos, imprudencia o falta de prolijidad lo que produjo la derrota en La Haya.

Andrés Guzmán, internacionalista, cree que el hecho que Morales haya faltado al traslado de los restos de Abaroa marca un estado de ánimo y no es bueno. Cree que debería salir a explicar lo pasado y decir qué pasará de ahora en adelante. Reclama a Morales, Mesa y el resto de los candidatos un nuevo norte. De momento, cree que es urgente exigirle a Chile el cumplimiento del tratado de 1904. Si bien La Haya definió que Chile no tenía obligación de negociar una salida al mar, sí está obligado a cumplir el tratado de paz y límites y, para Guzmán, no lo está haciendo.





 




En esta nota