BOLIVIA

Beni: desabastecimiento y cortes de luz preocupan en zonas de inundación


En los mercados ya se ve muy pocas verduras. La falta de combustible se siente cada vez más en los municipios afectados por las riadas en Beni


El desabastecimiento se ha convertido en el principal problema en Rurrenabaque. Foto: Rocío Lloret
Escuchar el artículo   Publicidad Pausar Lectura

07/02/2019

Al desabastecimiento de combustible que se empezó a sentir desde el miércoles en los municipios afectados por las inundaciones en Beni, ayer se sumaron cortes de luz en Rurrenabaque. El primero se registró a las 10:00, aproximadamente, y duró una hora. Al cabo de ese tiempo se restituyó el servicio, pero volvió a caer casi media hora más tarde, y fue mucho más prolongado.

Al parecer, la caída de un poste en una zona de derrumbe provocó el problema. Del mismo modo, en San Borja el servicio de Entel fue irregular el miércoles. Según la gente del lugar, el fin de semana también enfrentaron un corte del servicio durante cinco horas.

Empero, la principal preocupación ahora es el desabastecimiento de hortalizas que llegan de La Paz. En la víspera, las pocas lechugas, apio y perejil que estaban en exposición lucían amarillos y marchitos. El tomate, según un vecino, llegó en avión, pero hasta en 18 bolivianos el kilo.



En Rurrenabaque se está tratando de regresar a la normalidad

En las calles, ese precisamente fue el tema de conversación. Mucha gente espera que el problema se resuelva hasta el fin de semana, porque ya se ha empezado a sentir el impacto económico. "Están vendiendo dos litros de gasolina hasta en 25 bolivianos", dijo un conductor de trufi.

Entre tanto, en las puertas de la Alcaldía de Rurrenabaque un grupo grande de personas aguardaba información sobre más vuelos solidarios. Sin embargo, la respuesta era contundente: "todo está copado". Similar respuesta recibían en la línea aérea Amaszonas.



 




En esta nota